un soltero incomoda a su cita de ‘First Dates’ al hablar de sexo de una forma muy directa
un soltero incomoda a su cita de ‘First Dates’ al hablar de sexo de una forma muy directa

Tras abrir sus puertas en Nochevieja, ‘First Dates’ ha dado la bienvenida al 2024 sin echar el cierre y cumpliendo con el propósito de repartir amor entre sus comensales. Con cada programa los celestinos del ‘dating show’ de Cuatro demuestra sus dotes como casamenteros, aunque la compatibilidad sobre el papel no siempre implique que surja la chispa. Es lo que sucedió este martes 2 de enero cuando se conocieron Rafael (70) y Pili (54), dos solteros que se lo pasaron muy bien, pero no encontraron ese ‘feeling’.

De Córdoba llegó Rafael, un músico que no cree en la edad, sino en el espíritu. Es por eso que, aunque jubilado, no para de hacer cosas. La principal es seguir unido a su grupo de música. Y es que, desde que empezó a tocar el bajo a los 14 años, ha tenido la oportunidad de compartir escenarios con grandes artistas, como el Dúo Dinámico, Victor Manuel o Isabel Pantoja.

En cuanto al amor, le contó a Carlos Sobera que perdió a su mujer en el 2020. Fue ella quien le hizo prometer tres días antes de morir que no se quedaría solo, sabedora de que su marido llevaría muy mal la soledad. «Es la única compañera que no quiero», explicó el viudo. Para rehacer su vida, buscaba «una mujer guapa de corazón» y que cumpliera sobre todo con un requisito: respeto a los gustos de cada uno.

A Pili tampoco le gusta el bigote de Rafael

Mal empezó, por tanto, su cita con Pili, camarera de pisos natural de Llerena (Badajoz). La mujer, que se considera a sí misma una joya porque lo mismo vale para un roto que para un descosido, sentenció desde el comienzo la cita con una demoledora primera impresión. «Físicamente no me ha gustado nada. Y el bigote, menos».

El espíritu alegre de Rafael y el ánimo juvenil de Pili podían haber formado un buen tándem. Sin embargo, en la práctica, no encontraron el uno en el otro la compañía que necesitaban. Pili no buscaba una media naranja, como ella misma explicó; quería encontrar un príncipe azul y no le importaba el tono de azul que tuviese. «No hay que ser un príncipe azul, hay que ser un ser humano honesto y respetuoso», la contradijo su cita.


Rafael y Pili no tuvieron feeling y decidieron irse cada uno por su lado


Cuatro

El soltero, por su parte, le explicó que deseaba encontrar a una mujer que quisiese todo con él. En todos los sentidos. «Tengo mucho apetito sexual, además del apetito normal. El sexo es básico en la vida, para mí ocupa un lugar esencial después de comer y tocar», llegó a confesar.

Hablando con naturalidad sobre el tema, Rafael quiso saber cuánto tiempo llevaba Pili sin mantener relaciones, algo a lo que ella acabó respondiendo, aunque lo hizo de forma mucho más cohibida. A él no se lo dijo, pero le había molestado la pregunta. «Me ha parecido demasiado directo. Se puede hablar, pero no me ha gustado la manera en la que ha entrado. Se puede tratar con más suavidad», manifestó en un total a cámara.

Sin saber que el tema incomodaba a su cita, Rafael siguió abordándolo «¿Eres activa o pasiva?», soltó, revelando que él se considera versátil. Ella, por su parte, siguió contestando con evasivas, alegando que «eso depende del momento». «No me ha gustado», reafirmó en complicidad con los espectadores.