Elmer Mendoza: "Un empresario nacionalista podría volver a levantar a México"
El escritor Elmer Mendoza, en una imagen de 2021
El escritor Elmer Mendoza, en una imagen de 2021

La próxima novela de Elmer Mendoza se desarrollará en 2052. Una historia distópica sobre un mundo devastado por covid. Más de 800 millones de personas habrán muerto y el escritor cuenta fábulas sobre «lo que les puede pasar a quienes sigan con vida». Será la primera incursión en la ciencia ficción del padre de la narco-literatura. Mendoza (Culiacán, 71 años) tiene más de una decena de títulos de policías, bandidos y asesinos. En el último, Ella entró por la ventana del baño (Random House), agente inquietante Edgar El zurdo Mendieta -el personaje fetiche de su saga policial- intenta atrapar a un capo recién salido de la cárcel en las calles de Culiacán, la capital de Sinaloa, escenario recurrente de sus novelas y hogar habitual del escritor. A partir de ahí, repasa la actualidad política mexicana en época electoral y explica que su acercamiento al género futurista no es tan extraño porque su literatura siempre trata de responder a lo que no tiene respuesta.

Pregunta. ¿Qué preguntas siguen sin respuesta en México?

Respuesta. No existe una respuesta real a la cura para el covid. La gente cree que está vacunada y ya se ha salvado. Es falso. La vacuna es un paliativo. Todavía no existe una cura segura y la vamos a sufrir.

pag. ¿Y la respuesta a los problemas estructurales de México: violencia, impunidad, corrupción?

R. La respuesta es que no terminarán.

pag. Es pesimista.

R. A diferencia de. Eso es ser optimista, no hacerse el tonto, bueno. El problema de la corrupción es muy grave. El gobierno prometió acabar con eso, pero no puedes creerlo cuando tienen a Manuel Bartlett ahí, por ejemplo, famoso por la caída del sistema. Ya no creemos que el presidente pueda avanzar en eso. Además, ahora lo está utilizando electoralmente.

pag. ¿Y la violencia tiene solución?

R. Por supuesto que no. Si hay un mercado de drogas legal, todavía habrá pandillas y lucharán. La organización criminal es una organización antigua y elemental. De tal manera que siempre es la ley del más fuerte. No creo que se resuelva, no hay forma. México tendría que ser un país más, que hubiera igualdad de oportunidades, una excelente educación, que todas las familias tuvieran un nivel económico aceptable y educar a nuestros hijos y nietos en el respeto de las leyes.

pag. ¿Cómo ve el panorama electoral?

R. Morena ha ido perdiendo fuerza y ​​creo que tiene que ver con la actitud del presidente. A nadie le gusta que intervenga tan descaradamente en las elecciones. Debe ser como un árbitro, mantener la neutralidad, la investidura que tiene. Creo que ha ensuciado mucho el partido y también, por supuesto, el caso de Guerrero, el Toro y la Torita. ¿En qué siglo estamos? Me parece ridículo.

pag. ¿Qué opinas de la alianza opositora?

R. La única forma que tenían de contrarrestar el poder en la cámara era formar una coalición. Eso sí, los partidos que lo forman dejan mucho que desear, no se han asentado en la situación que vivimos. No han respondido como esperábamos, pero la coalición no me parece tan mala como el partido en el poder. Es importante que haya un contrapeso para que se analicen más a fondo las propuestas del presidente, los cambios a la ley, la Constitución … Ojalá lo manejen con sentido de Estado para solucionar los problemas que existen en el país y orientar el presidente a donde tiene que ir.

pag. ¿Cómo ve la carrera hacia las elecciones presidenciales de 2024?

R. No veo nada. Quizás si Margarita Zavala obtiene el registro del partido, podría serlo. Y quizás Ricardo Anaya, pero Enrique Peña Nieto se aseguró de que tuviera problemas. Los dos de Morena están metidos en un precipicio con el de la Línea 12. Me parece que Marcelo Ebrard podría aspirar, pero habrá que ver los tiempos del partido. No veo la talla política de Claudia Sheinbaum. La Ciudad de México es muy difícil, pero creo que los problemas se la han comido. Y su dependencia del presidente es muy fuerte.

pag. ¿Ve la posible aparición de un candidato de la sociedad civil, un empresario, por ejemplo?

R. Creo que sí. El país va a estar tan devastado que creo que un empresario nacionalista, capaz de sumar, podría levantarlo. Aquí, en Sinaloa, la industria está muy afectada. Inversión, creación de empleo. Un emprendedor podría entender la situación y devolverle genera la riqueza que el país debería tener.

pag. ¿Cómo ve a Sinaloa y la política de seguridad? Algunos de los jefes históricos están saliendo de la cárcel.

R. El problema son los que están afuera. Jalisco Nueva Generación, Sinaloa, que están trabajando sin parar y todavía hay delitos y suman el huachicol. El Estado está muy herido. No tenemos esperanzas, no creemos, no detectamos una política segura en la que podamos creer. No son palabras, la seguridad requiere acción.

pag. ¿Qué hay de la Guardia Nacional?

R. Parecen servir para detener a los migrantes. El Ejército siempre ha colaborado en tareas humanitarias. Pero eso no tiene nada que ver con la seguridad, siguen pasando cosas increíbles como en Jalisco. ¿Cómo puede ser? Las marchas también hablan de que hay un país que está en vilo, que no está satisfecho. Una madre del movimiento de desaparecidos dice que todo esto va a tener un peso electoral, y creo que debe influir en la nueva cámara de diputados.

pag. ¿Cómo ve las elecciones de Sinaloa para gobernador? El candidato de Morena, Rubén Rocha, está por delante.

R. El problema que tiene Rocha es el partido, afecta lo que está pasando a nivel nacional. Comenzó en la izquierda y luego trabajó en los gobiernos del PRI, pero es un hombre que puede hacer el trabajo. Está muy entusiasmado, muy intrigado. El problema es el partido. Tenemos mucho miedo de que los candidatos de Morena no sepan negociar con el presidente. Un gobernador que no lo confronta, que se agacha, no es apropiado. Este es un estado de trabajo, el deseo de los sinaloenses es tener trabajo, producir. Si no tienes un gobernador que te lo garantice, difícilmente te apoyará.

pag. ¿Qué novela policíaca podría tener lugar en el México de hoy?

R. Ahora estamos muy impactados por el covid y los errores del Dr. López-Gatell. En particular, sigo atento, me impactan las marchas en la Ciudad de México, las de las chicas que visten de negro. Me convierte en un grupo muy especial y tiene una forma muy extremista de protestar, pero al parecer este Gobierno no tiene oídos para las mujeres y los feminicidios. Creo que tus acciones pueden hacerte escuchar.

Suscríbete aquí a Boletin informativo de EL PAÍS México y reciba todas las claves informativas de la situación actual de este país

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *