Laura Bautista

Las Palmas de Gran Canaria

La ministra de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, Elma Saiz, ha dicho que «en ningún momento» ha visto «hacinamiento» en las instalaciones de unos 12.000 metros cuadrados de Las Raíces, en La Laguna.

Tras su visita a las dependencias, ha avanzado que habrá algunas obras de mejora próximamente en el comedor, destacando, entre otros asuntos que el protocolo que se sigue cuando se detecta que algún menor está en las instalaciones, normalmente por retrasos con las pruebas óseas, tiene un control «exquisito» y se les aísla de los mayores.

Así, ha indicado, se trabaja de manera «más cercana» protegiéndoles «como menores que son», gracias a protocolos que «están en constante evolución», ya que «también hay otras cuestiones que puedan incrementar la situación de necesidad como cuestiones de trata o de violencia de género», ha apuntado.

Saiz ha insistido en que «se están mejorando cada vez más los protocolos para trabajar con la vulnerabilidad» y ha señalado que la actuación es «impecable» y se pone en conocimiento »inmediato» de la Fiscalía Superior de Canarias.

La ministra ha resaltado que la cuestión migratoria es una «absoluta prioridad« en la agenda del ministerio y por ello ha visitado al presidente de Canarias, Fernando Clavijo, varias ONG y ha visitado instalaciones. Pese a que las embarcaciones de migrantes siguen llegando al archipiélago ha destacado el «papel de liderazgo» que tiene España en la UE y que «está dando resultado», poniendo sobre la mesa especialmente el trabajo del Ministerio de Asuntos Exteriores.

Asimismo ha dicho que no se puede obviar «el complicado contexto geopolítico« internacional, con crisis climáticas y episodios bélicos que impulsan a las personas a migrar, especialmente desde el continente africano. En ese sentido ha comentado que «España está sabiendo estar a la altura» con un «sistema flexible» que está responde a las emergencias desde la «planificación» y con la «colaboración» entre administraciones.

Saiz ha remarcado que «hay cuestiones que no son de voluntad sino que son cuestiones de Estado» y en esa línea ha señalado que tanto las administraciones como las ONG «están dando respuesta a una situación y a un contexto complicado». Además ha vuelto a garantizar que se acometerán las modificaciones legislativas permanentes para que la acogida de menores migrantes no acompañados por parte de las comunidades autónomas no sea solidaria sino obligatoria.

Ha dejado claro que «el Gobierno cumple lo que pacta» y ese cambio normativo se incluyó en los acuerdos de investidura de Pedro Sánchez entre PSOE y CC. No obstante ha apuntado que hay que realizar trabajos técnicos y jurídicos que además deben ser refrendados en las Cortes Generales.